Mundo Primaria
  • Tienda
  • Cursos

Júpiter

Planeta Júpiter

 

Es el planeta más brillante del Sistema Solar, con mayor cantidad de lunas y algunos anillos. Su característica más destacable es que es el planeta más grande de todos, sin contar que posee la mayor cantidad de masa. La concentración de polvo y gas inició el proceso reuniendo la mayor cantidad de materia que quedó después de la aparición del Sol. Todo eso es Júpiter, el gran planeta gaseoso.

¿Sabías que la superficie de Júpiter es completamente inestable? Vamos a descubrir otras propiedades del planeta más grande del Sistema Solar que de seguro te asombrarán con su magia planetaria.


¿Qué es Júpiter?

 

Es un enorme planeta gaseoso y uno de los más brillantes del Sistema Solar, de hecho se parece más al Sol que a los demás planetas. Se creó hace más de 4 mil millones de años, al igual que otros cuerpos celestes conocidos. Hace parte del conjunto de planetas gaseosos (Saturno, Urano y Neptuno) los cuales se diferencian de los planetas rocosos (Mercurio, Venus, Tierra y Marte).

Además tiene varios satélites naturales, anillos tenues y varios datos curiosos que ya conocerás. Su nombre se debe al principal dios de la mitología romana, dios de los rayos y del cielo. Su equivalente en la mitología griega sería Zeus.

 

¿Dónde está ubicado el Júpiter?

Está ubicado en la quinta posición del Sistema Solar, entre los planetas Marte y Saturno. Realmente después de Marte se encuentra un cinturón de asteroides que hay que atravesar para llegar a Júpiter. Un viaje que no debe ser para nada sencillo.

Júpiter en el Sistema Solar

 

¿Cómo es de grande?

Sabemos que Júpiter es el planeta más grande de todo el Sistema Solar, de hecho posee la más del doble de toda la materia que contienen todos los demás planetas juntos. Es decir, si juntamos a Mercurio, Venus, Tierra, Marte, Saturno, Urano y Neptuno, además de los planetoides, satélites y demás, todos juntos no serían ni la mitad de Júpiter. Si hacemos una relación podríamos decir que dentro de Júpiter caben más de 1.300 Tierras. No cabe duda de que este planeta es realmente enorme.

Tamaño de Júpiter respecto de la Tierra

 

¿Cuándo fue descubierto?

La primera vez que fue observado y registrado ocurrió en Babilonia por astrónomos de la época antigua, aproximadamente en el siglo VIII a. C. Sin embargo, la primera persona que vio a Júpiter y algunos de sus satélites fue Galileo Galilei en 1610.


¿Por qué es un planeta gaseoso?

Esta es una de las características más interesantes de Júpiter, y es que su alta concentración de gas no le permite tener una superficie sólida. Así es, Júpiter es gas y es imposible aterrizar en la superficie porque prácticamente no existe. Es tan solo una concentración de nubes compuestas de agua en estado gaseoso y amoniaco. El planeta está compuesto de hidrógeno que, por la presión interna, produce mucho calor y es por ello que es el planeta más brillante.

Júpiter es un planeta gaseoso

Algunos científicos creen que Júpiter pudo haber sido una estrella pero falló en este proceso, a pesar de tener altos niveles de hidrógeno y sistema de combustión interno. Se cree que necesitaría ser mucho más grande, aproximadamente 70 veces más grande, para que pueda iniciar con la fusión nuclear que le permitiría convertirse en una estrella como tal.

 

¿Cómo es la atmosfera de Júpiter?

La atmósfera de Júpiter tiene varios kilómetros de espesor. Es realmente grande y parece un montón de nubes y nubes, unas sobre otras. La atmósfera de Júpiter es tan grande que podemos decir que constituye la mayoría del planeta, podríamos entenderla como un océano de gases con tormentas y remolinos permanentes que se mueven a gran velocidad.


Las nubes tienen una composición de elementos como hidrógeno, amoniaco, helio, etano, metano, fósforo, entre otros. Esta atmósfera está con constante movimiento y su energía en el interior es lo que produce las tormentas jovianas.

Tormentas en Júpiter

 

¿Por qué se ve de varios colores?

Las nubes de Júpiter compuestas de varios elementos y que se superponen unas sobre otras es lo que genera que se vea de varios colores. Principalmente podemos observar colores como el rojo, marrón, amarillo y blanco. Estos colores se ven como manchas y franjas que rodean el planeta. Muchas personas de ciencias consideran que los colores se generan debido a la rotación acelerada sobre el eje, mientras otras indican que se producen por el calor interno. Aún existe un debate sobre el origen de los colores de Júpiter.

Los colores de Júpiter

 

¿Qué hay de su Gran Mancha Roja?

No creerías que la enorme mancha de Júpiter es en realidad una tormenta gigante que lleva cientos de años. Fue descubierta en el siglo VXII y aún continúa girando indeterminadamente, es decir, existe desde hace más de 400 años, antes de que se inventara el primer telescopio. Es por ello que en 1665, Gian Domenico la llamó “la Tormenta Permanente”, pero hoy en día la conocemos como “la Gran Marcha Roja”. Parece increíble pero es así.


Es una especie de huracán enorme e interminable de color rojizo oscuro, tiene una profundidad de más de 500 kilómetros  y su vórtice es más grande que el diámetro de la tierra. El viento en su interior gira en contra de las manecillas del reloj y viaja a una velocidad de 435 kilómetros por hora. Es literalmente la tormenta más grande e intensa de la que tenemos conocimiento.

Mancha Roja Jupiter

Algunas personas de ciencias indican que ha durado tanto tiempo debido a que no hay una superficie sólida en Júpiter y que no tiene contra qué colisionar, además de las altas temperaturas en el núcleo del planeta que avivan su permanencia. Las últimas investigaciones advierten que la Gran Macha Roja ha ido disminuyendo de tamaño en los últimos años a pesar de que continúa en marcha.

 

¿Cómo es el núcleo de Júpiter?

Se cree que su núcleo es de metales densos como el hierro y níquel, el cual es rodeado por una capa de hidrógeno metálico líquido. Esta es una fase del hidrógeno que se comporta como un conductor de energía cuando se comprime en exceso, por ello que en el núcleo de Júpiter se mantiene una temperatura tan elevada, la mayor registrada en el Sistema Solar.

Composición de Júpiter

 

¿Cómo es su temperatura?

Este planeta es de temperaturas adversas. En la superficie gaseosa las nubes mantienen una temperatura de -145 grados Celsius, eso significa que hace bastante frío en la parte externa. Sin embargo, en el interior del planeta ocurre todo lo contrario. Las reacciones en el núcleo emiten una energía que pueden alcanzar 24.000 grados Celsius. Esto significa que el núcleo de Júpiter es mucho más caliente que el núcleo del sol, casi el doble de calor que en la estrella que da la energía a nuestro sistema planetario.


 

Un campo magnético enorme

Júpiter posee la magnetosfera más fuerte y grande de todos los planetas. Esto significa que tiene una potente fuerza de gravedad que constantemente atrae a satélites, rocas, gases y polvo hacia su núcleo. Esto cobra mayor sentido si recordamos que se trata de un planeta gaseoso. Si no tuviese un gran campo magnético, los elementos se esparcirían sin más ni más por toda la galaxia desintegrando el planeta. Durante este proceso de compresión se genera una fricción entre los elementos que, junto a las grandes cantidades de hidrógeno y helio, producen enormes cantidades de energía.

 

¿Cuántas lunas tiene Júpiter?

Es el planeta con mayor cantidad de lunas orbitando a su alrededor, en parte se debe a su potente campo magnético. Según los descubrimientos se considera que el número de lunas de Júpiter ha variado con los años. Durante el siglo XVII se descubrieron 60 lunas, pero actualmente posee más, alrededor de 79 lunas conocidas. Son 53 satélites naturales que tienen un nombre oficial y 26 que se encuentran en aprobación.

La mayoría de lunas son pequeñas, de unos 11 km de diámetro, lo mismo que medía el meteorito que impactó contra la tierra hace miles de años y que acabó con la vida de los dinosaurios. Sin embargo, hay cuatro lunas notables de Júpiter que podemos tomarlas como las principales. Estas son Ganimedes, Calisto, Ío y Europa.

Las lunas de Júpiter

Ganimedes es la luna más grande del Sistema Solar, es un poco más grande que Mercurio y posee su propio campo magnético. Calisto es también de un tamaño considerable, casi exactamente del mismo tamaño de Mercurio y es más grande que Plutón. Ío es la tercera luna de Júpiter en tamaño, posee la mayor densidad de materia y es el cuerpo celeste con mayor actividad volcánica de todo el Sistema Solar. Europa es del tamaño de nuestra luna y tiene el doble de agua que la tierra, por lo que podría ser habitable.

Ganímedes la luna más grande de Júpiter

 

¿Tiene anillos?

Júpiter posee un sistema de anillos tenues que no son tan visibles como los de Saturno. Estos están compuestos de polvo que probablemente son el resultado de restos de meteoritos que han colapsado contra los satélites naturales de Júpiter. Estos anillos rodean el planeta y son tan sutiles que solo pudieron conocerse tras el viaje que realizo la nave Voyager a Júpiter. Fueron percibidos cuando esta estuvo a muy corta distancia sin lograr aterrizar, captándolos mediante el uso del espectro infrarrojo.


El sistema de anillos jovianos está compuesto por cuatro aros. El primero es un halo débil, el segundo es el más brillante, y los dos últimos son los más anchos.

Los anillos de Júpiter

 

¿Cómo transcurre el tiempo en Júpiter?

En este planeta el tiempo pasa de una manera bastante extraña. A pesar de su gran tamaño, los días en Júpiter transcurren muy rápido, de hecho Júpiter tiene los días más cortos de todo el Sistema Solar. Un día dura alrededor de 10 horas terrestres. Esto sucede porque este enorme planeta gira sobre su propio eje 28 veces más rápido que el movimiento de rotación que realiza la Tierra.

Por otro lado, los años son largos. Un año joviano equivale a casi 12 años terrestres que corresponden al tiempo que demora en el planeta en dar una vuelta completa al sol.

¿Cuánto tiempo tarda ir a Júpiter desde la Tierra?

Este es un viaje espacial muy largo. Dado que la Tierra y Júpiter están en constante movimiento la duración de este recorrido cambia a cada instante, la distancia que se tiene que recorrer va entre los 578 y 967 millones de kilómetros. De los viajes que han realizado a Júpiter, algunas naves han tardado un año y medio, otras dos y tres años, incluso han habido naves espaciales que han tardado más de seis años en acercarse a Júpiter. En seis años terrestres suceden muchísimas cosas, ¿no lo crees?

Vista de Júpiter desde Tierra

 

¿Hay vida en Júpiter?

Debido a que se trata de un planeta gaseoso sin superficie sólida no es posible que haya vida en Júpiter, al menos como la que conocemos. De hecho es imposible que una nave espacial que proceda de la Tierra aterrice en su superficie porque básicamente no hay. Además que la atmosfera inhóspita, la presión aplastante y la alta temperatura, básicamente vaporizaría cualquier intento de aproximación. Sin embargo, los cuatro satélites más grandes que rodean a Júpiter son estables, poseen una superficie terrestre, tienen agua, una órbita regular y una atmósfera considerable.

 

¿Cuántas naves espaciales se han acercado?

Hasta ahora han sido 9 naves espaciales que han visitado el planeta. Suele ser un viaje bastante largo y difícil, pero ha permitido que conozcamos cada vez más a este gigante, sus condiciones, composiciones y movimientos. Se espera que en algunos años se realicen más misiones a Júpiter.

Júpiter visto desde su satélite Europa

 

Datos curiosos que no sabías sobre Júpiter

  1. Es el primer planeta que se formó en el Sistema Solar.
  2. Emite más energía en su interior que la que recibe del Sol.
  3. Posee los amaneceres más intensos y brillantes que se conozcan, además que parecen no acabarse nunca.
  4. Su masa es superior a la de los demás planetas juntos.
  5. Está a unas 466 millones de millas de distancia del Sol.
  6. Antes de llegar a Júpiter hay que atravesar un cinturón de asteroides.
  7. Los satélites naturales de Júpiter poseen agua.
  8. En este planeta no hay estaciones.
  9. Se parece más al Sol que a los demás planetas.
  10. El fantasma de Júpiter es una nebulosa descubierta en 1785.

Registrado en SafeCreative.