El gran Mozart

Mozart es, posiblemente, el músico más importante de la historia.

Nació en una ciudad de Austria llamada Salzburgo en el año 1756. Su infancia fue especial porque desde muy chiquitín demostró un talento musical extraordinario.

Con solo cuatro años ya sabía leer las notas musicales y componer piezas muy complicadas para un niño de su edad. A los seis dominaba varios instrumentos, como el violín y el teclado, y era capaz de escuchar una obra musical una sola vez y tocarla al día siguiente de memoria ¡Lo hacía con tanta precisión que dejaba a todo el mundo boquiabierto! Alucinante ¿verdad?

La fama del pequeño Mozart se extendió rápidamente por toda la ciudad y alrededores. Su padre, que también era músico, tomó una decisión: llevárselo de viaje por diferentes países para que actuara en los palacios ante los reyes y los gobernantes más importantes de Europa. Como te puedes imaginar, triunfó y recibió multitud de aplausos.

Mozart creció rodeado de música y la convirtió en su gran pasión. Cuando se hizo mayor, siguió trabajando sin descanso y compuso más de seiscientas obras musicales.

Aunque a lo largo de su vida disfrutó de momentos de éxito y popularidad, murió joven y sumido en la pobreza. Esto se debió, en parte, a que su música era tan original y moderna que mucha gente de su época no la supo comprender. Hoy en día sucede todo lo contrario: Mozart está considerado un auténtico genio, creador de algunas de las más grandes obras maestras de la Historia de la Música.

¡PON A PRUEBA TU COMPRENSIÓN LECTORA CON ESTE JUEGO!