Juegos para contar para niños

Desde el portal de Mundo Primaria, trata de fomentarse el aprendizaje lógico-matemático poniendo a disposición del usuario una serie de juegos para contar que consisten en unir los conjuntos que tienen el mismo número de elementos. Los niveles de dificultad dependen del número de elementos que contienen los conjuntos utilizados. En este sentido, puede decirse que el nivel de dificultad aumenta conforme se realizan de forma consecutiva los diferentes niveles de juegos.

Nivel I

1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31
32
33
34
35
36
37
38
39
40
41
42
43
44
45
46
47
48
49

Nivel II

1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31
32
33
34
35
36
37
38
39
40
41
42
43
44
45
46
47
48
49
50
51

Juegos para contar para niños que ayudan a los niños a aprender

Estos juegos de contar para niños son una actividad para trabajar la noción de correspondencia, propiedad por la cual los niños reconocen conjuntos semejantes que comparten el mismo número de objetos. Los juegos para contar también estimulan las funciones de monitorización y control, planificación y anticipación.
El conocimiento lógico-matemático es parte de la vida más temprana del niño en cuanto a que desde pequeño escucha a los adultos que están a su alrededor manejar su realidad de forma numérica y aprende a captar y reproducir estos comportamientos, aunque no siempre ordenados. Sin embargo, a esa edad, su conocimiento del concepto de “número” ya ha comenzado.

Los niños reconocen los números antes de hablar

Entre los 2 y 4 años, según Piaget, a pesar de no dominar el lenguaje verbal, los niños comienzan a reconocer símbolos y a relacionarlos con su realidad social. En este sentido, los números son parte de ese conjunto de símbolos que los niños comienzan a manejar. Este conocimiento lógico y esta forma de simbolizar la realidad son claves en la construcción de pensamientos e imágenes más complejos que el niño desarrollará con el tiempo. Es por este motivo, que el construir una base cognitiva sólida en torno al conocimiento lógico-matemático es de vital importancia para asentar conocimientos más complejos que serán estudiados posteriormente cuando el niño crezca. Estos juegos son un recurso didáctico óptimo en esta tarea. Además, el conocimiento lógico-matemático fomenta la autonomía y confianza del niño a la hora de relacionarse con su entorno.