Uniforme escolar: ¿sí o no?

¿Los niños deberían llevar los mismos colores y un único diseño como parte de su uniforme escolar a cada una de sus clases, de lunes a viernes y durante todo el año escolar? ¿Es bueno que todos los niños vistan de la misma manera? ¿Cuáles son las ventajas y los inconvenientes de llevar uniforme escolar?

Uniforme escolar

Ventajas del uniforme escolar

1. No perderemos tiempo.

Con el uniforme escolar ya sabemos qué prendas vamos a ponernos, por lo que podremos aprovechar esos minutos adicionales preparando un desayuno más nutritivo, repasando los deberes, estudiando los apuntes para un examen o viendo la televisión.

2. La presión social será menor.

En clase, los jóvenes no tendrán que preocuparse por una marca popular o una prenda que está de moda, pues no podrán llevarlas al aula.

3. ¿Qué ropa es apropiada para el colegio, y cuál no lo es?

Ni los profesores ni los alumnos tendrán que plantearse esta pregunta, pues las normas serán estrictas y no habrá lugar a dudas.

Inconvenientes del uniforme escolar

1. No ayudan a desarrollar la personalidad e identidad.

Cada niño es diferente y especial. Una manera de expresar quiénes somos es eligiendo las prendas que muestran nuestro estilo y los gustos que nos caracterizan pero, si todos los alumnos del colegio llevan la misma ropa, pierden la oportunidad de expresarse a través de la elección de la ropa.

2. Esos colores cansarán mucho.

Cuando elegimos qué prendas vestir, la variedad nos permite aprovechar todo tipo de colores y tonalidades y por lo tanto es mucho menos probable que nos cansemos del turquesa o del verde menta. Pero, si llevamos un uniforme escolar todos los días, es muy probable que durante los fines de semana e incluso después de graduarnos evitemos el azul marino y el rojo.

3. Es un coste añadido.

Esta ropa sólo se utilizará en clase, y no se podrá aprovechar para otras ocasiones.

 

Puedes estar al tanto de nuestras publicaciones y recursos para alumnos de primaria a través de nuestra página de Facebook

Irene Solaz Velázquez